Llegó la segunda presentación de la Primera dirigida por Federico Godino, en el Nacional de Clubes que se está disputando en la ciudad de Rosario, por la Copa de Plata. Triunfo 2-1 ante los locales de Britos, y de esa manera, depende absolutamente de si mismo para mañana, cuando desde las 12 del mediodía, enfrente en la misma cancha de hoy a Chapeco de Misiones.

Los autores de los tantos fueron Walter Fernández y Franco Quintana. Justamente, este último se toma unos minutos para charlar, analizar el juego de hace unos instantes, su vida como jugador de Porteño desde muy chico, y todas las expectativas de un grupo que va por meter historia buena, en su mayoría diciendo presente por primera vez en un Nacional.

“Las sensaciones en este momento?…uff muchas: felicidad pura , desahogo por lo duro del partido y porque dejamos todo y al final hubo recompensa. Nos sacamos la “presión” de ganar en el Nacional, y eso nos dará el impulso para lo que sigue”, comenta Fran, aún en el estadio mendocino, y esperando junto a sus compañeros retornar al hostel donde se hospedan.

Con respecto al análisis del cotejo, señala:

“Creo que la defensa es nuestro fuerte; haciéndonos fuertes en defensa vamos a llegar lejos . Son todos partidos apretados donde se definen por pocos goles y cuanto más cuidemos la cueva…las situaciones para convertir llegan después. Somos un plantel donde el noventa por ciento es su primer Nacional, pero la verdad todos estamos a la altura del torneo, y eso refleja el trabajo que venimos haciendo durante todo el año . Nos preparamos para esto durante ocho meses y  merecimos más en ambos partidos jugados. En el primero no se dio, quizá por la ansiedad y nervios de ser el primero, pero creo que hoy estuvimos más sueltos y pudimos llevarnos los dos puntos”.

Una pregunta complicada (según su propia definición al cronista: ¿si debiera elegir a un compañero que se haya destacado en el partido, y las razones, a quien menciona?

“Y… mirá, por la situación del partido elijo a pancho (Francisco Casañas ), porque a él le hacen el penal a falta de 1.30 por jugar, y creo que fue importante en la recuperación de la primera línea defensiva”, responde este jugador de 26 años, quien vive en Ramos Mejía, y llegó al club muy pequeño.

“Hice todo el baby en el club (categoría 92); cuando terminó el baby estuve tres años sin hacer nada, y un día viene mi hermano y me dice que empezó Futsal en Porteño . Que Fede (mi DT de hoy en día y amigo) le rompía para que yo también vuelva; del 2008 al 2012 jugué en el club, después dejé por dos años y estuve del 2015 al 2016 en Nolting de Ciudadela . En el 2017 me volvió a hablar Fede, porque se armaba una tira nueva en el club y decidí volver”, expresa.

Esta posibilidad de competir en el Nacional, no es la primera para Franco.

“Personalmente es mi tercer Nacional; jugué el de juveniles 2011 con Porteño y con Nolting en el 2016 . La verdad es hermoso poder competir con el club que juego desde chico y con el grupo de personas que se formó; es excelente y me pone muy feliz poder estar acá con ellos”, puntualiza.

Vive con su madre Silvia,su hermano Nicolás, quien integra también este equipo, y su abuela Julia. Su padre Gustavo también reside en Ramos.

“En lo personal, trabajo en la Municipalidad de La Matanza; soy radiólogo y técnico en Resonancia, aunque todavía no estoy laburando de eso por otros temas (risas)”, agrega.

Para el final,pide un momento y poder agradecer.

“Quería agradecer a la gente que vino hoy a alentar; tanto familiares , integrantes de la tira A , de la B , del femenino. La verdad, se sintió muy fuerte el apoyo de ellos hoy”.

Franco Quintana, entre duchas, merienda,mates y masajes,se toma un tiempo para charlar, y compartir la alegría suya y del equipo,por este triunfo que los pone nuevamente en la consideración,por la clasificación en su grupo del Nacional de Clubes.